»  
  »  
  »  
Herpes 

Herpes

Se muestran 1 hasta 3 (de un total de 3 entradas) Página  1 de 1

¿Que es el Herpes?

El herpes labial es conocido coloquialmente como calenturas, pupas o fuegos y no es otra cosa que una infección provocada por el virus del herpes 1. Se contagia por el contacto de los labios con otros labios u objeto infectado y es muy frecuente en los niños.

La forma mas común de herpes es el que aparece en la parte exterior del labio o en la zona perilabial y es conocido como (herpes labialis). Se trata de una ampolla o el brote de varias ampollas diminutas que causan picor, hormigueo y escozor. En la etapa semifinal del herpes, cuando se rompen las ampollas, queda una costra amarillenta que se cae y deja una piel cicatricial. Es el momento de mayor contagio con lo cual es necesario aumentar las precauciones para evitar contagiar otras zonas como los ojos o a otras personas.

El herpes labial no es un virus agresivo y muchas veces pasa desapercibido, sin embargo una vez infectados este permanece latente en el organismo y cuando el sistema inmunitario del cuerpo se debilita es posible que vuelva a aparecer, o según que circunstancias como por ejemplo:
  • La exposición prolongada al sol
  • Exposición a temperaturas muy bajas
  • Fiebre
  • Estrés
  • Cambios hormonales
  • Procesos gripales
El herpes labial no requiere un tratamiento especifico, no obstante conviene lavar la ampolla con un jabón anti-bacterial y limpiarla con la decocción de cola de caballo cuyo contenido en ácido silícico favorece la curación de las lesiones causadas por el herpes. Aplicar bien sea un aceite, crema o bálsamo que ayude a secar la costra sin causar tirantez, evitando que esta se rompa provocando heridas dolorosas.

La ultima fase del herpes es la cicatrización que sucede cuando la costra se cae, suele quedar una ligera rojez que desaparece rápidamente. Es posible que los labios queden muy secos con lo cual es conveniente hidratarlos y protegerlos con sustancias naturales.

El aceite de árbol de té de Australia es muy eficiente, debido a sus propiedades curativas, antisépticas y antibacterianas que favorecen el proceso de curación, ayudan a calmar el dolor y a cicatrizar la herida en menor tiempo.

Blog: La piel, problemas y trastornos

Subir