Las nutritivas semillas de cáñamo

Las semillas de cáñamo han pasado a formar parte de esos alimentos nuevos que están llenando nuestras despensas y aportando variedad a nuestra dieta. Esta semilla rica en nutrientes nos abre todo un mundo en la cocina.

Despejando dudas sobre el cáñamo

Últimamente estamos oyendo hablar mucho del cáñamo. Pese a que esta planta se viene utilizando desde hace siglos para la obtención de materia prima y como alimento, en la actualidad la relacionamos más por los efectos psicoactivos.

Aunque nos estemos refiriendo a plantas que pertenecen a la misma familia, Cannabis Sativa L., en realidad existen ciertas diferencias entre el cáñamo, que se cultiva por sus semillas, aceite y fibras, y la marihuana, su pariente rico en THC.

Desde que se descubrió el contenido en THC de la planta y su posterior prohibición, los estudios que se hicieron para saber más sobre los componentes del Cannabis Sativa demostraron que no todas las especies fabricaban la misma cantidad de dicha sustancia psicotrópica. Así surgió la diferencia entre ambas plantas y también el diferente nombre con el que las conocemos, cáñamo y marihuana.

 

¿Como se diferencian ambas plantas?

La planta de cáñamo produce una resina más fluida y su contenido en THC debe ser menos del 0,2% por peso seco. También suele ser una planta de mayor tamaño, más alta, parecida a un pequeño árbol.  La planta de marihuana produce una resina más espesa y su contenido en THC es muy superior, lo que le confiere efectos psicoactivos.

Dicho esto, sabemos ya que siempre que se habla de cáñamo se hace referencia a la planta de la cual se hace un uso industrial. De esta planta se obtienen materias primas con las que se fabrican tejidos, cuerdas, papel y biodiesel entre otros. De sus semillas, la industria alimentaria extrae aceite, proteínas, obtiene una bebida vegetal o también pueden consumirse directamente.  

Las semillas de cáñamo

Como hemos indicado, de las semillas de cáñamo podemos obtener diferentes productos para el consumo humano. Por un lado el aceite, rico en ácidos grasos poliinsaturados, con un buen equilibrio entre omega 3 y omega 6. Y por el otro proteína, a la cual ya dedicamos un post hace un tiempo.

Pero una buena manera de obtenerlos todos es consumiendo directamente las semillas.

Si de la planta de marihuana lo que interesa es que no se produzca la polinización, para la planta de cáñamo se busca lo contrario, ya que el objetivo es obtener gran cantidad de semillas.

Las semillas de cáñamo pueden consumirse enteras o peladas. Las semillas enteras se conocen como cañamones y suelen tostarse para hacerlas más comestibles.

La semilla pelada, aunque pierde parte de la fibra que le aporta la cáscara, es de más cómodo consumo. Se consumen directamente y pueden añadirse donde a uno le apetezca (ensaladas, batidos, purés, mueslis, yogur…). Aunque no hace falta realizar ningún tipo de cocción previa, muchos intensifican su sabor tostándolas ligeramente en una sartén o al horno.

Nutricionalmente, las semillas de cáñamo llaman la atención por su alto contenido en proteínas. Alrededor del 25% de su peso es en forma de proteínas con un buen perfil en aminoácidos. Esto hace que la semilla de cáñamo sea considerada una buena opción para elaborar recetas proteicas.

Contiene alrededor de 45 g de grasas, siendo éstas básicamente en forma de ácidos grasos poliinsaturados (75-80%), destacando el omega 3. 

Como hemos señalado, al carecer de la cáscara, las semillas peladas contienen menos fibra. Todo y así, sus aproximadamente 7 g por cada 100 g de semillas no son nada desdeñables (la semilla entera puede sobrepasar los 30 g).

En lo referente a los micronutrientes, destacan los minerales fósforo, hierro, zinc y muy especialmente magnesio. También folatos y vitaminas C y E.

¿Para quién pueden ser interesantes las semillas de cáñamo?

Dentro de una dieta bien balanceada, inicialmente para todo el mundo. Pero su especial contenido en proteínas las hace muy atractivas para personas que tengan aumentadas las necesidades de este macronutriente, como son los deportistas, también para dietas de control de peso y para aquellas que siguen una alimentación vegetariana.

Debido al contenido en omega 3, las semillas de cáñamo pueden ayudarnos a llegar a esos 2 gramos al día que la EFSA determina necesario para ayudar a mantener los niveles de colesterol normales.

Siempre es un buen momento para incorporar alimentos nuevos a nuestra dieta y si además nos aporta tantos beneficios como las semillas de cáñamo, acertamos seguro.

Deja un comentario:

  A comentar declaro segun los Terminos establecidos mi aprobación y el uso de la información proporcionado.
Anti-spam, introduzca el resultado: captcha =   

Blog posts relacionados


La información presentada en este Blog (Cebanatural.com) sólo y únicamente tiene fines informativos y no intenta reemplazar el consejo o el tratamiento médico. No se debe usar su contenido para tratar, diagnostisar o prevenir una enfermedad o un tratamiento relacionado con la salud. En caso de problemas de salud se debe consultar a un profesional de salud. No se debe reemplazar o combinar medicamentos de prescripción con complementos alimenticios sin el consentimiento de un médico.
© 2009-2021 Copyright - Cebanatural.com