Fitoquímicos. Qué son. Qué hacen. Donde se encuentran.

Seguro que en alguna ocasión habrás oído o leído la palabra fitoquímico, pero no tienes muy claro su significado. Aunque si te hablan de "resveratrol", "betacaroteno" o "isoflavonas", seguro que ahí sí te va sonando más. En el post de esta semana aclararemos qué son exactamente los fitoquímicos, donde se encuentran, cuántos hay y la importancia que tienen para nuestra salud.

Fitoquímico

La primera parte de esta palabra ya nos da una ligera idea de su origen: fito, del griego, planta. Por lo tanto el significado vendría a ser algo así: químicos contenidos en las plantas.

Los fitoquímicos también son conocidos muchas veces como metabolitos secundarios que, aunque no sean imprescindibles para la vida, es decir, no ejercen funciones directas, son importantes para mantener la salud en muchos casos. Son sustancias biológicamente activas, también llamadas bioactivas (componentes que influyen en la actividad celular y mecanismos fisiológicos).

No entran en esta categoría los nutrientes: los carbohidratos, las grasas, las proteínas, las vitaminas y los minerales que, si bien son igualmente compuestos químicos, no se clasifican como fitoquímicos por dos grandes razones: 1. No son exclusivos del mundo vegetal. 2. Los nutrientes sí son imprescindibles para la vida. Sin ellos estaríamos perdidos.

En pocas palabras, un fitoquímico es un compuesto bioactivo sin valor nutricional.

Cuando se habla de fitoquímicos se habla de los que tienen efectos positivos para la vida. Un veneno contenido en una planta, aunque sea un químico y esté en una planta, no sería considerado un fitoquímico.

Suelen ser sustancias que aportan color, sabor y aroma a las plantas.

Cuales son y qué hacen

Como se ha comentado, actualmente se conocen algo más de 2000 fitoquímicos que se clasifican dependiendo de sus características y funciones.

Abarcaremos los 4 grandes grupos que son:

  • Terpenos
  • Fenoles
  • Tioles
  • Tocoferoles

Terpenos

Son los principales componentes de los aceites esenciales de plantas.

Su función antioxidante es la característica más interesante de los terpenos como fitoquímico.

Entre los terpenos se encuentran los carotenoides. Pigmentos que dan color a los vegetales, sean frutas o verduras, cuya gama va del amarillo al rojo. Dentro de los carotenoides están el más conocido, el beta caroteno, el no tan conocido, alfa caroteno, así como la luteína, el licopeno y la zeaxantina.

Actúan sobre el sistema inmunológico y ayudan a proteger la piel de la acción de los rayos ultravioletas.

Frutas como la naranja, los albaricoques, melocotones, fresas, sandías y verduras como zanahorias, pimientos, además de las patatas y los boniatos, son ricos en carotenoides.

Los limonoides son otro tipo de terpenos presentes de forma abundante en la piel de los cítricos.

Actualmente existen campos de estudio de estos compuestos y el efecto sobre la salud de los humanos. Su función protectora frente a virus, bacterias, hongos e incluso como quimio preventivo, ponen a los limonoides en el centro de atención como un elemento protector de nuestra salud.

Aunque en ocasiones se clasifican en un grupo aparte, los fitoesteroles están representados dentro de los terpenos y son interesantes por su capacidad de competir con el colesterol de la dieta impidiendo que este último sea absorbido.

Los fitosteroles son en realidad una combinación de 3 esteroles diferentes: campesterol, estigmasterol y sitosterol.

El colesterol es un tipo de esterol, el más abundante en el reino animal, humanos incluidos.

Seguro que conoces los famosos postres lácteos o margarinas con esteroles vegetales que protegen nuestra salud ayudando a bajar los niveles de colesterol.

Los fitoesteroles están presentes de forma natural en el mundo vegetal en muy pocas cantidades y sobre todo en aquellos con un elevado porcentaje en grasas.  Por lo tanto, semillas, frutos y aceites vegetales serán los mayores portadores de fitoesteroles.

Los frutos secos, el aceite de espino amarillo, el sésamo, el trigo, las chirimoyas o la soja son algunos de los alimentos más ricos en fitoesteroles.

La EFSA estableció los efectos beneficiosos sobre los niveles de colesterol LDL con el consumo de 1,5 a 3 gramos diarios de esteroles vegetales durante un mínimo de 2-3 semanas.

Fenoles

La acción de los fenoles sobre las plantas es la de protegerlas del daño oxidativo. Función que también puede observarse cuando se encuentran en el organismo humano.

Es fácil identificar los vegetales que contienen fenoles por el color que se caracteriza por tonalidades azules, violetas, púrpuras y azul-rojo.

Los taninos se caracterizan por su sabor amargo. De hecho, vegetales y frutas antes de la maduración tienen una mayor cantidad de taninos.

A parte de su sabor, también se detecta una cierta aspereza cuando se consume un alimento alto en taninos, además de tener la capacidad para resecar las mucosas. En conjunto, los taninos tienen acción astringente.

Ante estas características puede resultar relativamente fácil identificar dónde encontrar taninos. Por ejemplo, en el té, en el vino, en las uvas, el membrillo o en las espinacas.

Los flavonoides son pigmentos presentes en las plantas cuya acción parece ser la de atraer insectos y animales para que ayuden a la polinización o esparcimiento de sus las semillas. También tienen una función protectora frente a la radiación ultravioleta, de defensa de elementos patógenos, controlan el crecimiento y fijan metales como el hierro o el cobre.

Descubiertos en 1930 en la cáscara del limón, los flavonoides siguen ejerciendo su función protectora también en nuestro organismo cuando los consumimos.

Tienen una gran capacidad antioxidante, además de presentar un papel como protectores frente a cardiopatías y cáncer, entre otras patologías. Son además antiinflamatorios, antialérgicos, desintoxicantes y antivirales.

Entre los flavonoides destacan las catequinas, cuyo principal representante es el té verde. Tienen efecto cardioprotector, hepatoprotector, antiinflamatorio y antioxidante.

Las antocianidinas o antocianinas tienen una gran capacidad de captar radicales libres de los fluidos de los tejidos. De especial interés para deportistas durante la actividad deportiva intensa donde se generan gran cantidad de radicales libres. Frutas de colores azulados, morados y púrpuras son grandes portadores de antocianinas.

Uno de los flavonoides que entraron con fuerza hace unos años es el resveratrol, un compuesto que genera la planta como sistema de defensa. Su potente acción antioxidante no ha pasado desapercibida para nosotros que también podemos beneficiarnos de este interesante compuesto.

Las isoflavonas son otro de los grupos más conocidos de flavonoides. Como principales fuentes de isoflavonas, la soja y el trébol rojo, ambos de la familia de las Fabaceae, se conoce que éstos contienen componentes de acción estrogénica. También reciben el nombre de fitoestrógenos.

Los fitoestrógenos son compuestos de naturaleza no esteroidea que presentan actividad agonista estrogénica.

Fuera del grupo de los flavonoides nos encontramos con los lignanos, otro fitoestrógeno. Los podemos encontrar fácilmente en las semillas de lino en una forma que requiere ser transformada por las bacterias que habitan el colon para que el cuerpo pueda utilizar. También las semillas de sésamo, las semillas de girasol y otros frutos secos son fuente de lignanos, aunque en menor cantidad.

Tioles

La característica de los tioles es el contenido de azufre en su estructura. Son lo que se llama compuestos organosulfurados que aportan aroma y sabor a los alimentos que los contienen de forma característica. Ajos, cebollas, col, coliflor son algunos de los alimentos que contienen tioles.

Los glucosinolatos son unos de los que forman parte de este grupo. Se encuentran exclusivamente en los vegetales del género Brassica. Alimentos como coles, berzas, coliflor o nabos contienen glucosinolatos.

Pese al sabor que estos componentes dan a los vegetales, los glucosinolatos han demostrado poseer una enorme capacidad protectora de nuestra salud, ayudando a disminuir el riesgo de padecer ciertas enfermedades degenerativas como cardiopatías o cáncer.

En la misma línea están los  sulfuros alílicos, otros componentes organosulfurados que podemos encontrar en ajos, cebollas, puerros y demás especies del género Allium. Son grandes antioxidantes así como cardioprotectores ejerciendo función hipolipemiante e hipotensora.

Otros componentes del grupo de los tioles son los indoles, también presentes en crucíferas e igualmente protectores.

Tocoferoles

Se trata de diversos compuestos donde algunos de ellos pueden actuar como vitamina E. de hecho es común, y correcto, encontrar complementos alimenticios a base de tocoferol como vitamina E.

Son liposolubles, por lo que las fuentes alimentarias son aquellas ricas en grasas como los aceites vegetales o los frutos secos.

Su función es básicamente antioxidante, protegiendo los ácidos grasos poliinsaturados de la oxidación. Un gran e importante papel, ya que estos ácidos grasos son susceptibles a ello.

Como vemos, los fitoquímicos ejercen un gran papel sobre nuestra salud. Si bien, como hemos dicho inicialmente, no son nutrientes esenciales, sí son una parte importante para mantener y proteger nuestra salud. A partir de ahora miraremos frutas y verduras con otros ojos.

Comentarios de usuarios

Miguel Angel

2018-07-19

muy buena información y científica .me gustaría recibir todos los meses el boletín si lo hacen .Muchas gracias por la información

Miguel Angel.

Deja un comentario:

  A comentar declaro segun los Terminos establecidos mi aprobación y el uso de la información proporcionado.
Anti-spam, introduzca el resultado: captcha =   

Blog posts relacionados


La información presentada en este Blog (Cebanatural.com) sólo y únicamente tiene fines informativos y no intenta reemplazar el consejo o el tratamiento médico. No se debe usar su contenido para tratar, diagnostisar o prevenir una enfermedad o un tratamiento relacionado con la salud. En caso de problemas de salud se debe consultar a un profesional de salud. No se debe reemplazar o combinar medicamentos de prescripción con complementos alimenticios sin el consentimiento de un médico.
© 2009-2021 Copyright - Cebanatural.com