»  
  »  
Aparato digestivo 

Productos destacados de Aparato digestivo:

Ajo de Oso
12,85 €
incl. 10,00% I.V.A.
más gastos de envío
Ajo de Oso
Cúrcuma Cápsulas
13,75 €
incl. 10,00% I.V.A.
más gastos de envío
Cúrcuma Cápsulas
Zumo de Aloe Vera
11,00 €
incl. 10,00% I.V.A.
más gastos de envío
Zumo de Aloe Vera
Aloe-Vera Cápsulas
15,45 €
incl. 10,00% I.V.A.
más gastos de envío
Aloe-Vera Cápsulas

Información general sobre el aparato digestivo

La función del aparato digestivo es una de las más completas y arduas que realiza cualquier otro órgano del cuerpo. Su objetivo es que todos los nutrientes de los alimentos que comemos sean bien aprovechados por el organismo, en su recorrido se involucran una serie de músculos, órganos y tejidos que van unidos en un tubo de diferentes dimensiones por el cual pasa y se procesa perfectamente todo aquello que ingerimos.

Cada uno de los elementos involucrados en la digestión tiene una tarea diferente e importante para todo el proceso que es a su vez químico y mecánico. El sistema que ocupa una correcta digestión empieza en la boca pasando por la faringe, el esófago, el estomago, el intestino delgado, el intestino grueso y el colon en este orden.

En cada una de sus etapas están comprometidos además de los órganos y tejidos mencionados, las venas, arterias, nervios y capas mucosas, estas últimas encargadas de proteger todas estas estructuras, promover la digestión y la absorción de nutrientes.

Participan también en todo el proceso:
  • El hígado: una glándula de gran tamaño cuya función es segregar la bilis, cuya tarea a su vez es descomponer la grasa en mini partículas para facilitar su digestión.
  • La vesícula biliar: una especie de deposito donde se almacena la bilis que pasa hacia el duodeno donde se combinan con los jugos digestivos del páncreas, dando comienzo a la absorción de nutrientes.
  • El páncreas: es un órgano, glándula que tiene función exocrina produciendo enzimas que ayudan a la digestión de las grasas, carbohidratos y proteínas. Y tiene también una función endocrina produciendo diferentes hormonas, entre ellas la insulina y el glucagón, encargadas de equilibrar los niveles de glucosa en la sangre.
  • El apéndice: Se cree que es un deposito de bacterias buenas y microorganismos que permitirían la recuperación del sistema digestivo en caso que alguno o varios de los tejidos que lo conforman se viera atacado de forma agresiva por agentes patógenos.
Cada etapa del proceso depende de la anterior, la primera no debería ser la de llevar los alimentos a la boca, sino, detenerse a pensar a conciencia antes de comer, si el tipo de alimentación que llevamos es el más amable con el sistema digestivo o como mínimo la menos perjudicial para el proceso y el organismo en general.

Verduras, frutas, fibra, cereales, grasas saludables, frutos secos, pescado, carnes magras (poca cantidad) y mucha agua. son alimentos que facilitan y permiten una fácil absorción y una optima digestión. Son además alimentos que cuidan la flora intestinal y las mucosas, aliados importantes que mantienen el aparato digestivo sano y funcional.

Subir